Cosas que debes saber sobre el esguince de tobillo

A Sheila por su fe en mí y en el poder de su cuerpo para sanarse

Me especialicé en medicina física- Rehabilitación y he tenido tres esguinces de tobillo. Por lo cual tengo una gran experiencia en esta dolencia. Te traigo estos consejos sobre el manejo del esguince de tobillo que es una de la enfermedades de causa traumática más frecuentes que vemos a diario en las personas que visitan nuestro centro. Hemos visto que su incidencia está muy relacionada a la práctica deportiva, aunque cualquier persona puede sufrirlo.

En este artículo queremos darte orientaciones desde la etapa en que ocurre hasta la etapa de recuperación que puede ser más o menos larga, pero la mayoría de las veces con buen pronóstico, todo depende de cómo se realice el manejo del tobillo en cada uno de los momentos.

Las primeras horas

Ante una torcedura de tobillo lo primero que debes hacer es inmovilizar el tobillo lo antes posible, evitar el apoyo del pie lesionado, colocar hielo. Luego será bueno acudir a la consulta de urgencias de traumatología, donde el médico clasifica la lesión y en dependencia de la gravedad de la misma indicará inmovilización con férula o bota de yeso, en el caso de confirmar que se trata de un esguince de gravedad leve o moderada y no otra afección más grave como fractura.  El médico indicará medicamentos antinflamatorios, relajantes musculares y analgésicos.

Etapa de inmovilización

Es muy importante que mantengas la pierna elevada.

Las uñas se mantienen sin esmalte para poder detectar cualquier cambio de coloración de las mismas.

Debes respetar el tiempo de inmovilización recomendado por el médico.

Puedes colocarte una bolsa con hielo por encima del yeso o la férula, teniendo la precaución de no humedecer la estructura.

Puedes buscar unas muletas para poder desplazarte en el hogar, verifica que las mismas tengan la altura adecuada.

Aprovecha este tiempo de reposo para disfrutar de la lectura, hacer manualidades, ver la tv, compartir con amigos y familiares, estudiar, en fin,  haz todo lo posible para alejar la ansiedad, es una etapa de organizar tus ideas, tu vida, trazar planes y estrategias para cuando vuelvas a tu vida activa.

Modera la cantidad de comida: Muchas veces la ansiedad y el ocio te pueden inducir a comer más de lo normal y esto puede provocar un aumento del peso corporal, además, al estar en reposo, tu gasto calórico es menor. Así que auxíliate de las frutas y vegetales.

Puedes realizar ejercicios isométricos de los cuádriceps, glúteos, y abdomen. También los ejercicios respiratorios profundos son muy buenos para la ansiedad y la oxigenación correcta de tu cuerpo.

Etapa de movilización

Una vez retirada la inmovilización, el médico valorará si necesitas reconsulta de ortopedia o si estas de alta, de ser así debes comenzar tu rehabilitación, donde se aplicarán agentes físicos para recuperar los tejidos dañados, lograr analgesia y disminuir la inflamación. También debes realizar ejercicios indicados previamente por el fisiatra.

Debes saber

Muchas personas tienen expectativas muy altas con respecto a la funcionalidad del tobillo inmediatamente después de la inmovilización. Debes recordar que es una estructura que sufrió un traumatismo fuerte, por eso hay que tener paciencia en la recuperación. Puedes tener temor de apoyar el pie, de moverlo, inseguridad en la locomoción. Aparece generalmente un ligero edema alrededor del tobillo después de caminar, también puedes tener rigidez articular. Todos estos problemas son normales poco a poco con los días irán desapareciendo. No desesperes, en pocos meses estarás muy muy bien, incluso podrás volver a la práctica deportiva, siempre consultando a tu rehabilitador previamente. Hay excelente implementos que te servirán de ayuda como la tobillera y el Kinesiotape

El masaje puede ayudarte a mejorar el tono muscular, la movilidad, la circulación y la inflamación del tobillo. Te brindamos consejería sobre ejercicios que se realizan para recuperar más rápidamente la funcionalidad normal. Puedes contactarnos para más información.

 

 

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *